lunes, 9 de mayo de 2011

- "Los diarios secretos de Miranda Cheever" de Julia Quinn (I de Los Bevelstoke)

Calidad Muy buena Nivel erótico Hot
Título: Los diarios secretos de Miranda Cheever
Título Original: The Secret Diaries of Miss Miranda Cheever
Serie: I de la serie Los Bevelstoke
Autor: Julia Quinn
Editorial: Urano
Colección: Titania
Año: 2011
Género: Romántica, Histórica.

Sinopsis:
"2 de marzo, 1980... Hoy me he enamorado".

Miranda Cheever apuntó ese secreto en su diario con sólo diez años. Y es que la fascinación que el atractivo Nigel Bevelstoke, vizconde Turner, le despertó con un ligero beso en su manita selló su destino para siempre. Y eso no fue todo: él le prometió que con el tiempo se convertiría en una mujer hermosa e inteligente, lo que terminó de conmover a la niñita que por entonces no mostraba ningún signo de llegar a ser una belleza. La década siguiente transformó a Nigel en un hombre solitario, incapaz de de superar un terrible dolor, y que además juró no volver a casarse después de enterrar a su esposa. Sin embargo, Miranda no está dipuesta a olvidar aquel secreto que con letra infantil y temblorosa confesó a su diario; intentará todo lo que esté a su alcance para conquistar a quien desde siempre ha sido el amor de su vida.



CRÍTICA
Pues eso.

Otra novela de Julia Quinn en la línea de los Bridgerton. Regencia con ácidos duelos verbales, secundarios con visos de futuros protagonistas (Olivia prometía volver loco a un pobre hombre dentro de muy poco... -y lo hizo en "Secretos en Londres"- jejeje) y muchas sonrisas.

Me ha recordado por momentos a mi alabadísima "El vizconde que me amó", aunque quizás ha fallado en que -por muy mal que lo haya pasado el protagonista-, en ocasiones he llegado a cogerle algo de tirria por cobarde.

Miranda... me ha encantado. Seria, ácida, con caracter, tierna, romántica, dura, sensata... Me tronchaba con sus anotaciones en el diario. Cortas, directas y sinceras. Si no hay nada que decir... es que no hay nada que decir.

Por un lado, tenemos a Miranda que a sus 20 años no es ninguna belleza como le pronosticó Turner (de nacimiento Nigel, nombre que detesta), pero por desgracia sigue tan enamorada de él como cuando tenía once años.

Y para más desgracia, él no es el mismo chico atento que animó a una niña resignada a ser fea. Un matrimonio tremendamente desgraciado le ha convertido en un hombre tan amargado que escandaliza todo el mundo alegrándose por la muerte de su esposa.

Un oscuro panorama para Miranda que sigue escribiendo en sus diarios, continua siendo la mejor amiga de la hermana pequeña de Turner (Olivia), elude las tretas que ésta urde para liarla su hermano gemelo y tiene tan poco éxito en su presentación en sociedad como siempre esperó...

Pero Turner, no parece muy contento con la perspectiva de que Miranda se convierta en su hermana política -aunque ni él mismo sepa porqué- y se dedica a sabotear, más o menos inconscientemente, las oportunidades de su hermano pequeño en el amor.

Su hermano es demasiado joven para casarse, demasiado atolondrado, demasiado... Aunque no es que su hermano sea poco, es que Miranda es demasiado. Demasiado sensata, demasiado madura, con una belleza demasiado poco común, demasiado discreta, demasiado inteligente. En fin, demasiado. Y necesita un hombre más maduro a su lado... alguien como... Bueno, como él no, claro; porque Turner ya no cree en el amor y no piensa volver a casarse.

Y con estas premisas se desarrolla esta novela. Líos, risas, heridas abiertas y los viejos sueños de una niña que se ha convertido en una mujer.


Aquí tenéis la Guía de Lectura de Julia Quinn por si queréis saber más de las aventuras de esta familia.

El listado actualizado de los libros y de los autores a los que les he hecho ficha está en Hojeando por si queréis echarle un vistazo.

2 comentarios:

Yolanda Quiralte dijo...

Me gustó, reconozco que me la leí de tirón, así, abusando y todo de las letras, saltándome párrafos por el ansia de terminarla jajaj. La leí tan rápido que no me acuerdo de casi nada. ¡¡Por Dios!! Tengo que releerla YAAAAA. BEsos

Josefa dijo...

La leí, me gustó; pero, debo añadir que no fue para tanto; ella me resulta un poco "bobona"; y él un poco insufrible; prefiero los personajes de la otra saga. Un aprobado raspado le llega; se hace pesada en algunos momentos.
Hoy me llegó, A sir Phillip,, con amor y empezaré, otros de esta misma saga me gustaron muchísimo; espero no me defraude.

Entradas recientes

Entradas populares